Ansiedad: Posibles Causas y Síntomas

¿Qué es la ansiedad? ¿Cuáles son sus posibles causas y factores de riesgo? ¿Cómo reconocer sus principales síntomas?


La ansiedad es un estado emocional displacentero, que se acompaña de cambios somáticos y psíquicos (físicos o mentales), ya sea como una reacción adaptativa a nuevos ambientes o como síntoma de diversos padecimientos médicos.


Sentir ansiedad de modo ocasional es parte normal de la vida. Sin embargo, las personas con trastornos de ansiedad, con frecuencia tienen preocupaciones o miedos intensos y persistentes, sobre situaciones reales o inclusive, exageradas e imaginarias.


Este estado mental, puede ser esporádico o durar un largo tiempo e interferir con las actividades diarias. Los síntomas pueden empezar en la infancia o en la adolescencia, hasta continuar en la edad adulta.



¿Cuáles son las causas o factores de riesgo más comunes?


- Acontecimientos traumáticos, experiencias negativas constantes. Los niños que soportaron maltratos o que presenciaron eventos traumáticos tienen mayor riesgo de manifestar un trastorno de ansiedad en algún momento de sus vidas. Los adultos que atraviesan un evento traumático también pueden manifestarlo.


- Rasgos genéticos. Tener familiares consanguíneos que padecen un trastorno de ansiedad, ya que pueden ser hereditarios.


- Acumulación de estrés. Un evento importante o una acumulación de situaciones estresantes de la vida, pueden provocar ansiedad excesiva. Sufrir la muerte de algún familiar, la pérdida de trabajo, una ruptura afectiva, cambio de rutinas confortables o preocupaciones económicas continuas, entre otras variables que pueden ser altamente estresantes.


- Temor social o ambiental. Temer a situaciones, lugares o personas, que generan sentimientos negativos, ya sea de culpa, tensión, inutilidad, que hacen sentir fuera de control, que provocan recuerdos negativos o componen anclajes emocionales.

- Rasgos de personalidad. Las personas con determinados tipos de personalidad y características aprensivas, obsesivas o perfeccionistas, son más propensas a sufrir trastornos de ansiedad que otras personas.


- Evolución de trastornos mentales. Las personas que padecen otros trastornos mentales, como la depresión, a menudo también padecen un trastorno de ansiedad.


- Consumo inadecuado de sustancias o abstinencia de ellas. Uso indebido constante de alcohol, drogas, efectos secundarios de medicamentos, suplementos alimenticios, sustancias tóxicas o incluso, tener niveles de azúcar altos en la sangre.


- Problemas de Salud. Desarrollar síntomas de ansiedad o pánico, directamente causados por una enfermedad física. Esto puede causar gran preocupación acerca de cuestiones como el tratamiento, la economía, los resultados y el futuro en general. Algunos padecimientos orgánicos, relacionados directamente con el aumento en los niveles de ansiedad pueden ser:

· Problemas de tiroides (hipertiroidismo / hipotiroidismo)

· Trastornos cardíacos o respiratorios (EPOC / asma)

· Dolores crónicos o lesiones musculares frecuentes

· Síndrome de intestino irritable o diabetes

· Tumores poco frecuentes, que producen hormonas de “lucha o huída”


¿Cómo reconocer los principales síntomas?


· Sensación de nerviosismo o tensión emocional

· Sensación de peligro inminente, pánico o catástrofe

· Aumento del ritmo cardíaco

· Respiración acelerada (hiperventilación)

· Sudoración o temblores

· Dolor de cabeza frecuente

· Sensación de debilidad o cansancio

· Se pueden desarrollar síntomas depresivos

· Aislamiento o problemas sociales

· Problemas para concentrarse o memorizar

· Dificultad para pensar en otra cosa que no sea la preocupación actual

· Tener problemas para conciliar el sueño

· Padecer problemas gastrointestinales

· Miedo recurrente a la muerte o complicaciones de salud

· Tener dificultades para controlar las preocupaciones

· Tener la necesidad de evitar situaciones, lugares o personas


Existen diversos tratamientos médicos, farmacológicos y psicológicos. En caso de ser necesario, buscar apoyo con un profesional de la salud. Para mayor información, enviar consultas vía inbox.